Intolerancia a la lactosa

Si la enzima lactasa ya no es disponible de forma suficiente en el cuerpo (carencia de lactasa), la lactosa llega a la parte baja del intestino (intestino grueso)  sin haberse dividido y ahí se fermenta con gases.  

La ingestión de productos lácteos  puede causar malestares como dolores de estómago, flatulencia, sensación de estar lleno o diarrea y es denominado intolerancia de lactosa